El movimiento de carga boliviana por los puertos de Chile y Perú

Un gran dinamismo alcanzó la salida de minerales bolivianos a través de Arica.
Un gran dinamismo alcanzó la salida de minerales bolivianos a través de Arica.

El último balance en el Puerto de Arica indica un aumento de 15% de las exportaciones del país vecino en lo que va del año. Mientras que la salida de productos por el puerto de Ilo, según cifras oficiales de Bolivia, se triplicó en el primer trimestre .

Publicado

De acuerdo a los datos de la agencia estatal Administración de Servicios Portuarios Bolivia (ASP-B), citados por la prensa de ese país, el movimiento de carga boliviana por los puertos chilenos de Arica y Antofagasta en el primer semestre de este año cayó 22% y 81%, respectivamente. Por el contrario, los puertos peruanos de Ilo y Matarani registraron un crecimiento exponencial de 198% y 1.752%.

Tales cifras dan cuenta de la fuerte competencia que representan los terminales peruanos para captar el creciente movimiento de carga altiplánica.

De acuerdo con los datos de la estatal boliviana, en los primeros seis meses del año el movimiento de la carga de ese país por el puerto de Arica fue de 467.500 toneladas métricas (TM), un 22% menos que las 601.217 TM registradas en igual período de 2021.

Pero desde la empresa portuaria ariqueña informaron esta semana otros datos que contrastan con las estadísticas altiplánicas. Indicaron que las exportaciones de carga de ese país durante los primeros siete meses del año crecieron 15%, eso sí en comparación con el promedio de los últimos 5 años.

El gerente general de la empresa, Rodrigo Pinto, declaró que “esta cifra revela que el Puerto de Arica sigue siendo la salida natural y preferente para los exportadores bolivianos, debido a la cercanía, a su logística eficiente y a sus tarifas y servicios muy competitivos”.

Destacó que en el incremento de la carga movilizada el despacho de minerales bolivianos mostró el mayor dinamismo al crecer 87% respecto del promedio del último quinquenio. Graneles vegetales como la soya o el girasol, en tanto, tuvieron un incremento de 44% respecto del año pasado.

“La carga boliviana sigue siendo muy relevante dentro del tonelaje total que moviliza el Puerto de Arica”, enfatizó.

De acuerdo al Tratado de Paz y Amistad de 1904, Bolivia goza del más amplio y libre derecho de tránsito comercial por los puertos chilenos. Igualmente, las propias autoridades bolivianas promueven que las exportaciones de su país sean trasladadas a través de los terminales peruanos argumentado dificultades tarifarias en Chile.

Citado por el diario La Razón de Bolivia, en julio pasado, el gerente de la ASP-B, Dante Justiniano, señalaba que “haciendo una evaluación de lo que pasó, ha afectado mucho el proceso de negociación, donde se ha querido ver visos de imposición, han querido de alguna manera menospreciar la carga boliviana, pero nosotros en ese proceso de negociación, siempre hemos elevado el privilegio de la carga boliviana”.

Junto con eso la ASP-B ha publicado algunos documentos e informaciones en su sitio en internet que destacan las ventajas que, según indican, ofrecen las opciones peruanas frente a las chilenas.